Ayuntamiento de Villanueva de los Infantes

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto

Bienvenidos a Villanueva de los Infantes, la capital del Campo de Montiel, origen del Quijote y última morada de Quevedo. La ciudad del siglo de oro.

Villanueva de los Infantes, destino turístico singular y único en el mundo, un destino que podemos calificar con tres Q: La Q de Quijote, la Q de Quevedo y la Q de calidad turística.

Cada año, en la madrugada del 30 de abril al 1 de mayo, las rondallas recorren nuestras calles “echando” el mayo a las damas, una tradición de origen ancestral. Pero si se presta atención a la letra del mayo infanteño, en la que se van desgranando las cualidades de la dama a la que se ronda, y a continuación leemos el Capítulo XIII de la Primera Parte del Quijote, Donde se da fin al cuento de la pastora Marcela, con otros sucesos, en el que Cervantes escribe: “su calidad, por lo menos, ha de ser de princesa, …: que sus cabellos son oro, su frente campos Elíseos, sus cejas arcos del cielo, sus ojos soles, sus mejillas rosas, sus labios corales, perlas sus dientes, alabastro su cuello, mármol su pecho, marfil sus manos, su blancura nieve, …" podemos observar que las similitudes entre la letra del mayo infanteño y las cualidades que exalta Don Quijote, son casi, casi idénticas. ¿Qué fue primero?, quizás la estancia de Miguel de Cervantes Saavedra en Villanueva de los Infantes, acaso mientras visitaba a su posible pariente Fernando Ballesteros Saavedra y allí, al escucharla, la letra del mayo infanteño le sirvió de inspiración; o quizás los infanteños hicieron suyas las palabras del Quijote y las vienen utilizando desde entonces en su mayo tradicional.

Sea como fuere, Villanueva de los Infantes es la capital del Campo de Montiel desde 1573 y de lo que no nos cabe ninguna duda, porque Miguel de Cervantes lo deja claro ya en el prólogo de su novela más universal donde nos cuenta: "la historia del famoso don Quijote de la Mancha, de quien hay opinión por todos los habitadores del distrito del campo de Montiel, que fue el más casto enamorado y el más valiente caballero que de muchos años a esta parte se vio en aquellos contornos", y todavía más, en el Segundo Capítulo, cuando comienza sus andanzas el famoso caballero don Quijote de la Mancha, "… subió sobre su famoso caballo Rocinante y comenzó a caminar por el antiguo y conocido campo de Montiel.", es que Villanueva de los Infantes es un lugar de la Mancha, un lugar de Castilla-La Mancha, y para nosotros, es El Lugar de la Mancha, el origen del Quijote, nuestra primera Q, El Quijote.

“Polvo serás, más polvo enamorado”, escribió Francisco de Quevedo en su poema Amor constante más allá de la muerte. Enamorado o no, eso no lo sabemos, lo que si podemos afirmar es que murió el 8 de septiembre de 1645 en el convento de los Dominicos, y sus restos, después de cuatro entierros, descansan hoy en la Parroquia de San Andrés de Villanueva de los Infantes. Francisco de Quevedo, personaje clave del Siglo de oro español. Señor de la Torre de Juan Abad y Caballero de la Orden de Santiago, llegó a Infantes en enero de 1645 y pasó sus últimos días en la celda que se conserva en el Convento de Santo Domingo, una estancia con escaso mobiliario; en la antesala, un escritorio y un poema enmarcado que nos muestra que este escritor no abandonó la paz que le proporcionaban las palabras ni en aquellos momentos en los que sentía que la muerte le tendía su mano: “Ya formidable y espantoso suena / dentro del corazón el postrer día; / y la última hora, negra y fría, / se acerca, de temor y sombras llena”. En este caso, caben menos dudas todavía, Infantes es la última morada de Don Francisco, nuestra segunda Q, Quevedo.

Pero Infantes es a la vez, mucho más y todo esto.
Villanueva de los Infantes es un destino turístico de calidad, la tercera Q, la calidad turística, un destino al que acudir en cualquier época del año. Un pueblo con mucho que ofrecer.

Así, al comienzo de la primavera, grupos de hombres y mujeres colaboran para poner en pie una de las muestras de arte religioso más importantes de nuestra región, una Semana Santa única, con unas procesiones que discurren por el casco histórico infanteño cuyo trazado ha permanecido casi inalterado desde el siglo XVII. Unos desfiles procesionales que a ratos nos recuerdan el barroquismo andaluz y a ratos la más pura austeridad castellana. Los momentos clave son el Domingo de Ramos con la cofradía de las Palmas, que tiene su sede en la Iglesia del Corpus Christi, en la Plaza de la Fuente Vieja; sigue el Jueves Santo y la cofradía de la Verácruz, con sede en la Iglesia de la Trinidad, en la plaza del mismo nombre; y el día grande, el Viernes Santo, con tres recorridos procesionales, por la mañana, la cofradía de Jesús Nazareno, con sede en la Iglesia del Convento de Santo Domingo, desde la plaza de San Juan, por la tarde, la cofradía del Cristo de Jamila, desde su capilla en el parque, y por la noche, desde nuestra imponente parroquia de San Andrés Apóstol, desarrolla su recorrido la cofradía del Santo Sepulcro, es espectacular el momento del encierro de esta procesión en la Plaza Mayor.

Entre el 30 de abril y el 3 de mayo, nuestra fiesta más característica, los Mayos y Cruces. Una fiesta declarada de Interés Turístico Regional en la que se aúnan los antiguos ritos de celebración de primavera, en la noche del 30 de abril al 1 de mayo, con el canto al amor y el cortejo de las damas y que continúa la noche del 2 al 3 de mayo, con la exaltación y el mayo a las cruces, donde Infantes se llena de hogueras y las rondallas vuelven a recorrer el pueblo visitando las cruces instaladas y adornadas para cantar mayos y degustar el "puñao" y el "ponche". Durante todos los fines de semana de mayo, una vez instaladas las cruces, la Oficina de Turismo organiza una ruta de cruces para los que quieran conocer esta tradición. Así mismo, durante los fines de semana del mes de junio, se organiza una ruta de los patios más emblemáticos que se podrán visitar de manera organizada.

En el primer sábado de junio, la Asociación de Artistas Plásticos "Arteaga Alfaro", organiza el Concurso Nacional de Pintura Rápida, así, ese sábado Villanueva de los Infantes se llena de color y luz. Calles, plazas, rincones y patios pasan de la realidad a los lienzos, creando al final de la tarde, en la Plaza Mayor, un caleidoscopio con las distintas miradas de cada uno de los alrededor de 100 artistas que suelen participar cada año.

En la última semana del mes de julio, la Asociación Cultural Luciérnaga, organiza las Jornadas Literarias “Nuevos cauces de la Literatura y el Arte”. Hemos tenido la oportunidad de disfrutar en un marco inigualable, como es el Patio de la Alhóndiga, de encuentros con escritores de la talla de Antonio Gamoneda o Félix Grande.

En la primera semana del mes de agosto, y también en la Alhóndiga, podemos disfrutar de la música del más alto nivel, dentro del marco del Festival Internacional de Música Clásica de Villanueva de los Infantes.

Durante todo el verano, la Universidad Libre de Infantes “Santo Tomás de Villanueva”, organiza cursos, conferencias y actividades relacionadas con Cervantes, Quevedo, Santo Tomás de Villanueva y con la vida y costumbres del siglo XVII.

El primer fin de semana del mes de septiembre unen sus esfuerzos, por un lado, la Asociación para el Desarrollo Turístico del Campo de Montiel (TURINFA) con la organización del pisto más grande del mundo, un evento gastronómico que utiliza la variedad de pimiento propio de Infantes y alrededor del cual se instala un mercado cervantino; y por el otro la Asociación Cruz de Santiago que celebra sus Jornadas Nacionales de Folclore, con la participación de grupos de música y danza tradicionales venidos desde distintos puntos de España. Todo un fin de semana para disfrutar de la gastronomía, de la fiesta, del folclore, de la tradición, de la vida.

Y ya en el mes de octubre, la Plataforma Campo de Montiel-Origen del Quijote, dentro de su programa Campo de Montiel Abierto, organiza las Jornadas de Patios Abiertos en Infantes. Unas jornadas en las que se pueden visitar más de veinte patios que habitualmente no están abiertos. Unas visitas que están amenizadas con interpretaciones musicales y lectura de textos de escritores del siglo de oro.

Y todo esto en un marco incomparable y único. Al decir de Lope de Vega:

"llámese Villanueva de las Musas
Y no de los Infantes Villanueva"

Y si de musas hablamos nadie puede irse de Infantes sin pasar por el Museo de Arte Contemporáneo El Mercado. Un espacio arquitectónico emblemático, un mercado de los años 50 del pasado siglo que se ha convertido en referencia del arte contemporáneo y es la sede estable de la Colección Himalaya. Así como el Centro de Arte "Dados Negros", un proyecto reciente pero de largo recorrido, que se ha puesto en marcha de la mano de la Fundación del artista Pepe Buitrago, que va a poner en marcha un laboratorio de holografía de referencia mundial.

Así es Villanueva de los Infantes, un destino turístico de calidad en el que hay mucho que ver y mucho que hacer sea cual sea la época del año elegida para visitarnos.

Somos un lugar del que acordarse. Merece la pena acercarse a Villanueva de los Infantes, capital del Campo de Montiel, origen del Quijote y última morada de Quevedo. Una ciudad de singular belleza, de gran interés arquitectónico y urbano. Hay que vivir sus fiestas, sus tradiciones, su arte … acércate, ven y cuéntalo, Infantes te cautivará.

Villanueva de los Infantes, un destino triple Q: Quijote, Quevedo y Q de calidad

Suscríbete al newsletter

Bienvenidos

Antonio Ruiz Lucas

saluda alcaldeEn nombre de la Corporación que presido, os doy la bienvenida a este nuevo espacio institucional del Ayuntamiento de Villanueva de los Infantes...